La calidad de vida de las personas y el crecimiento económico exigen un aumento sostenido de los salarios

    CCOO y UGT han mantenido esta mañana una reunión con las organizaciones empresariales CEOE y CEPYME, en el marco de la Comisión de Seguimiento del III Acuerdo de Negociación Colectiva para evaluar sus resultados y diseñar la hoja de ruta sobre un posible IV acuerdo. Las organizaciones sindicales plantean que el crecimiento económico se traslade a un crecimiento sostenido de los salarios.

    18/09/2017.
    Los interlocutores sociales evalúan el III AENC y abordan una hoja de ruta para negociar el IV

    Los interlocutores sociales evalúan el III AENC y abordan una hoja de ruta para negociar el IV

    Para CCOO y UGT mejorar el poder adquisitivo de los salarios no es solo una acción de justicia por su acentuada devaluación en los años de la crisis; debe entenderse como un estímulo al consumo y por tanto a la actividad económica y al empleo. Así lo han trasladado a CEOE y CEPYME en la reunión que ha mantenido la Comisión de Seguimiento y Evaluación del AENC 2015-2017.

    Por eso ambos sindicatos exigen una negociación colectiva que tenga como referencia en todos sus ámbitos incrementos salariales por encima del IPC para recuperar el poder adquisitivo perdido, con el objetivo de que la recuperación llegue a todas las personas trabajadoras, y no solo a las empresas, así como que incorporen cláusulas de garantía salarial negociadas en convenio para proteger frente a desviaciones del IPC.

    En 2017 no pudo ser porque las organizaciones empresariales se resistieron a la demanda de los sindicatos de proceder a un incremento de los salarios que garantizase la recuperación del poder adquisitivo de los trabajadores. Las negociaciones para explorar un posible IV ANC no pueden volver a defraudar.

    CCOO y UGT han advertido en esta reunión, que el método y procedimiento de la negociación no pueden ser los que conocimos en el reciente proceso de diálogo con CEOE y CEPYME a propósito de la política salarial para 2017. Ni podemos ni debemos caer en la tentación de alargar y dilatar la negociación en el tiempo, exhibiendo una preocupante incapacidad para pactar lo evidente. El acuerdo (o desacuerdo) debe quedar despejado en los próximos meses, y la duración de la negociación dependerá en buena medida de la agenda de temas a tratar.

    Ambos sindicatos precisan que, si no fuera así, el conflicto en la negociación colectiva del próximo año será una constante de las relaciones laborales.

    CCOO y UGT exigen, además, que el ANC dé un paso definitivo para sentar las bases de un nuevo patrón de crecimiento, impulsando la creación de un empleo de mayor calidad, que trascienda al empleo estacional y precario creado en sectores con escasa productividad y bajo valor añadido. La recuperación económica que parece consolidarse debe ser un acicate para avanzar en dirección contraria a la de los años de la crisis: empleo estable, con derechos, productividad y valor añadido y un nuevo modelo productivo que frene la creciente desigualdad observada en nuestro país.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.